Loading...

     Con la patilla blanca, blanca
     como el chaleco de su frac,
     don Invierno su mano franca
     a todo el mundo amable da.

     Es irónica su sonrisa…
     todos ignoran el por qué…
     (Bajo el blanco de la camisa
     Lo que ocurra no se ha de ver).

     En el salón, loco de fiesta,
     salta el encanto del fox trot;
     y hay una niña muy dispuesta
     a los engaños del Amor.

     Con la patilla blanca, blanca
     como el chaleco de su frac,
     don Invierno su mano franca
     a todo el mundo amable da.

     Una marquesa, que fue joven
     cuando Wagner silbado fue,
     sueña sonatas de Beethoven
     llena de lírico desdén.

     Un caballero, con voz grave
     comenta el alba de la paz;
     y una señora hablando suave
     dice: es mejor que el fox, el vals.

     Hablan los jóvenes de fiestas;
     brilla en sus ojos el Amor.
     (En este tiempo, sus florestas
     Pan las deja por el salón).

     Con la patilla blanca, blanca
     como el chaleco de su frac,
     don Invierno su mano franca
     a todo el mundo amable da.

     
      Tomado de Estanterias literarias

4

El boletín de El Camagüey

Recibe nuestros artículos directamente en tu correo.
Subscribirse