Loading...

Carta a Amalia Simoni de Agramonte

Carta a Amalia Simoni de Agramonte

Señora Amalia Simoni de Agramonte

Señora:


Un triste acontecimiento de la guerra os ha arrebatado la esperanza de uniros a vuestro ilustre esposo el gran día del triunfo de la patria.

Honda ha de ser vuestra amargura, como es grande el dolor que el pueblo entero de la doliente Cuba experimenta por la irreparable pérdida del ciudadano benemérito que derramó en Jimaguayú su sangre generosa. Y si una rara coincidencia, una combinación de extrañas circunstancias privó al héroe del postrimer honor que se tributa al militar al entregar sus restos a la tierra, centenares de soldados aguerridos se congregaron al circular la infausta nueva, y envueltos aún en el humo del pólvora, no contuvieron la lágrima de dolor que rodó por sus mejillas.

Había caído para siempre el Jefe incontrastable, el maestro de todos en la guerra, el modelo del valor y la constancia, el que a sus nobles cualidades de guerrero y de patriota reunía las prendas de caballero, el que era respetuoso como Jefe, el que era amado como amigo.

Allí, en aquel solemne acto todos lloraron en verdad; pero no era aquel llanto infructuoso del desaliento y de la desesperación; era el llanto varonil de los soldados de la patria, era la conciencia que a todos imponía el deber de honrar al valeroso adalid como se honra a los héroes en la guerra.

Y su memoria, señora, será honrada, que no en vano se consagran a la patria años, de afanes mil y de fatigas coronadas por gloriosa muerte, y sus altas lecciones, su grandioso ejemplo, serán imperecederos, como será inmortal el nombre de Ignacio Agramonte Loynaz.

Admitid, señora, la expresión de triste duelo que a nombre del ejército os envían los subalternos y compañeros de armas de vuestro ilustre esposo.


Cuartel de Najasa, Camagüey, julio 9 de 1873.
Mayor General Máximo Gómez, del D. C. Mayor General Julio Sanguily, 2do Jefe Coronel Antonio Luaces, Jefe de E. M. Teniente Coronel Rafael Rodríguez, E. M. Comandante Enrique Loret de Mola, E. M. Capitán Ramón M. Roa, Secretario de E. M. Francisco Sánchez Betancourt, Representante de Camagüey.



Incluida en Ramón Roa:
Pluma y machete. Editorial de Ciencias Sociales, La Habana, 1989, pp.342-343. Tomada de Roberto Méndez y Ana María Pérez Pino: Amalia Simoni: una vida oculta. Editorial de Ciencias Sociales, La Habana, 2009, pp.137-138.

7

El boletín de El Camagüey

Recibe nuestros artículos directamente en tu correo.
Subscribirse